El mantenimiento de comunidades en invierno

mantenimiento de comunidades

El mantenimiento de comunidades no es una tarea para nada sencillo, y muchos menos en invierno, en zonas donde las bajas temperaturas provocan congelamientos e incluso inaccesibilidad para ciertas personas a los espacios comunes. 

Las zonas comunes de las propiedades vecinales deben mantenerse por todos, ya que son todos los vecinos quienes transitan por allí. En este aspecto, es importante tener consideración y ser solidario con el resto.

Si te interesa conocer en qué consiste el mantenimiento de una comunidad vecinal en invierno, entonces este post es el indicado para ti. Sigue leyendo hasta el final y no te pierdas de nada.

Tareas de mantenimiento diarias de comunidades en invierno

Como bien sabrás, mantener una comunidad vecinal incluye una gran cantidad de tareas, incluyendo barrido y fregado de portales, rellano y pasillos, limpieza de ascensores comunes (en caso de haber), barrido de escaleras, limpieza de pasamanos y buzones, eliminación de polvo y otras suciedades en general, etc.

Además de todo esto, existe un inconveniente muy grande en invierno, y es que las nevadas y congelamientos de zonas húmedas o mojadas son sumamente comunes en Madrid.

En esta época del año, es importantísimo, además del barrido de los espacios comunes de suelo, donde la tierra puede llegar a convertirse en barro con las lluvias y, al congelarse, convertirse en un verdadero problema, el esparcimiento de sal. Sí, aunque no lo creas, echar sal en el suelo evitará que se congele, en gran medida.

En algunos espacios que se encuentran más por debajo, es de vital importancia sacar el agua acumulada, ya que no solo inundan esas áreas, sino que también pueden convertirse en peligrosas pistas de patinaje que pueden causar accidentes cuando baja la temperatura a menos grados de los esperados en invierno.

En caso de nevar, vale la pena aclarar que debe retirarse la nieve de las zonas comunes, puesto que no solo dificulta el acceso con calzado común, sino que también puede causar accidentes una vez descongelada. 

Tareas de mantenimiento esporádicas de comunidades en invierno

Sumadas a las tareas diarias que se deben mantener durante el invierno, también existen otras que deben realizarse de vez en cuando para tener en condiciones algunas áreas no tan accedidas e incluso algunas que ni siquiera se usan en invierno, como las piscinas.

En el caso de estas últimas, es importante cubrir la superficie con una lona para que no se congele el agua; también se debe limpiar semanalmente de suciedad acumulada por la nieve o por el propio estancamiento del agua de la piscina.

Si la comunidad tiene plantas comunes, también deben cuidarse de las nevadas y congelamientos que podrían destruir los jardines vecinales.

Para poder gozar de un mantenimiento de comunidades vecinales de gran calidad, debes saber que existe un servicio de limpieza de comunidades en Madrid, ofrecido por Ciudad del Pozo, quien se encarga de dar un mantenimiento profesional e integral en todas las instalaciones de la comunidad.

About Author


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *